viernes, 1 de julio de 2011

El Rehabilitador

-Señorita S. siéntese mientras espera al rehabilitador.
Y así lo hice.
-Perdón señora-le dije a una mujer mayor sentada a mi lado-¿puedo leer ese periódico que tiene usted cerca?
-Si claro hija,y ahí tienes más en frente.
-Ah!gracias!pero yo no puedo tomar café.
La mujer se me quedó observando misteriosamente.
(Aclaración:lo que oí fue:ahí tienes café caliente).
Al pasar a la consulta me llevé una grata sorpresa.
Mi rehabilitador era increíblemente guapo.
-Hola S.¿Me dices tu edad?
(¿Miento?¿le gustarán más jóvenes o más maduras?ummm)
-Taytantos
-Siéntate en la camilla y súbete la camisa.¿Dónde te duele?
(¿Miento?porque me duele la cadera pero claro,puedo decirle que un poquito también tirando para el muslo)
-En la cadera pero se me extiende hasta abajo.
-Siéntate recta y toca la punta de los dedos de los pies con las manos.¡Oye!¡Pues de flexibilidad estás muy bien!
(No lo sabes bien querido rehabilitador)
-Pues ahora pasa para esa otra consulta que le voy a decir al fisioterapeuta las pautas a seguir.
(¿Cómo?¿no iba a ser él mi masajista?)
Y al entrar en la consulta,vi venir hacia mí,una fisioterapeuta,con más hormonas que
que me bajó los pantalones hasta la rodilla y me puso corriente en todo el culete pelado.

Curiosamente,en lo único que pensé tendida boca abajo fue,si tendría alguna pelusilla pegada en la rajita del culo.


(Que levante la mano quien no ha tenido que enseñar un pie y ha ido con el calcetín roto o a quien le ha dolido la cabeza y ha terminado enseñandole las mamas al médico).

34 comentarios:

Elvis dijo...

Pues sí, es muy típico lo de las pelotillas..., o levantarte la camiseta y tener una pelusa insertada en el ombligo...
Besos.

Kassiopea. dijo...

Yo como no voy al médico hasta que empiezo a ver la luz al final del túnel pues no me pasan estas cosas. Cuando me duele algo, ibuprofeno que va muy bien.

Yo dijo...

Yo soy como Kassiopea,sólo voy al medico cuando veo que estoy casi estirando la pata, jeje.

un bso

Cantares dijo...

AH! Como me gustaría poder jugar con la medicina, los médicos y sus colaboradores pero mis temas no dan para mucha jauja, de todas formas le pongo algo de humor :)
Besos

kamikaze dijo...

Estas para mí son cosas de todos los días... uf!
Besote

Lo que diga el espantapájaros dijo...

Jejeje, y nunca te ha tocado que te manden descalzarte pasando el control en un aeropuerto y descubrir un tomate en el dedo gordo?? O llevar unos calcetines súper chungos? Buen finde!!

rosama dijo...

Je,je, yo tambien soy de las que voy al médico cuando ya no hay salida, y llegados a ese punto ya me da igual todo.
Muy bueno el post, me he reido mogollón.
Saluditos.

Piedra dijo...

Así que te quedaste sin rehabilitar como tu querías jejeje

Winnie0 dijo...

No seré yo quien levante la mano....jaja Besos

Noelplebeyo dijo...

pero donde te duele ??

@reku (Alexandre Ríos) dijo...

Jajaja. Desde luego, es un corte.xD.
Un saludo.

http://areku-desingblog.blogspot.com/
http://www.brushartdesigns.es/

buda dijo...

Ay, que ver que cosas te pasan S.

Un besico

Mixha Zizek dijo...

jajaja yo también voy al médico cuando estoy al borde del colapso, pero no negaré que una vez fui por un accidente de caída y el doctor me dijo que me quitara la ropa, a lo que opté por irme y busque otro que me dijo que necesitaba yeso y nada más en el pie jajaja
si son....

Juanjo dijo...

ja,ja.....la pelusilla lo invade todo...tambien el ombligo.En cuanto a lo de los calcetines es uno de mis mayores temores
Besos

Darthpitufina dijo...

Pues a mí me da envidia pelusona que tengas un rehabilitador tan guapo, aunque evidentemente, casi prefiero no tener que soportar las corrientes de los chismes que te aplican.

Espero que disfrutes de tu época rehabilitadora, seguro que les re-habilitas más tú a ellos que ellos a tí.

Besotes para la más linda!

Toni dijo...

Lo peor es cuando vas palote y te dice la doctora..."túmbese en la camilla y desabróchese el pantalón".
¡Sorpresa!

Salu2

ignatiusreilly dijo...

Asi que eres increiblemente flexible¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡cielos...cada cosa que conozco de ti me gusta mas
¿Me dejas que te rehabilite?

Juan Carlos dijo...

¡Ah pillina! ¡me abandonaste por un fisioterapeuta cuando yo te hubiera dado unos masajitos en los hombros y en los pies con todo cariño...!
Salu2

ulises dijo...

El tema es el siguiente ¿se te fue el dolor?

Rebeca dijo...

Esto me recuerda a los consejos de mi madre y la ropa interior: lleva siempre bragas limpias y bonitas ¡nunca se sabe lo que puede pasar!
Pues yo a lo mío, si algún día sucediera ese tremendo evento que siempre anuncia mi madre, descubririan mis bragas de Bridget.

Que mala suerte la tuya, aunque mejor que vea la pelusilla el hormonado que no el guapetón, después de tanto esfuerzo mintiendo sobre la edad y el dolor, la estrategia de manoseo se hubiera ido al traste.

Espero que al menos, las corrientes no fueran una especie de electroshock y tu cadera estè perfecta.

RAMPY dijo...

HOla, S. si es que estas cosas suelen pasar en las mejores familias bloggeras.
Recibe un beso enorme.
Rampy

Tarambana dijo...

Segun se acercaba el momento en que dices que el guaperas no iba a ser tu fisio, ya pensaba que te iba a confesar que en realidad era un preso fugado haciendose pasar por masajista o algo así... ;D

Cris dijo...

Bueno, mira, mejor pelusillas que palominos...
:P

Balovega dijo...

Hola y buenas noches...

Ni me acuerdo cuando fue la última vez que fui al médico y espero no ir en miles de años..

Jjaja.. besotes de lindos sueños

Oscuro dijo...

Yo levantaré la mano, porque claro, no voy nunca al médico (sufridito que ha salido uno)

Un besote

SOMMER dijo...

Una vez entró una señora en la consulta del Pediatra (médico, como tu Rehabilitador, de muy buen ver) con un niño en brazos.
- Qué le pasa al niño señora?
- Pues que tengo la sensación que con el pecho no se alimenta bastante y llora con asiduidad.
- A ver, quítese usted la camisa y el sujetador.
El pediatra, empieza a explorar las mamas de la señora y tras un buen rato de concienzuda exploración, proclama:
- Claro ¡¡¡¡ cómo no va a pasar hambre, si no tiene usted leche ¡¡¡¡
- No te jode, eso ya lo sé. Yo soy su abuela, pues su madre está trabajando....

Besos, querida.

Miguel dijo...

La frase mítica por excelencia cuando vas al medico , es cuando tu madre te dice ( mas bien te ordena )...¡¡¡CAMBIATE LA MUDA!!!.
Al menos a mi todabia me suena en los oidos...de tanto oirla.
Besos S

Julio-jagdo dijo...

¿No me digas que le has enseñado las tetas al médico por un dolor de cabeza?

Damian dijo...

mira que si, con unas medias super gastadas, muy muy viejas y yo q tenia q sacarme los zapatos, que palta

rafarrojas dijo...

odio ir al médico.
y para evitar los cortes, si no me queda más remedio, me arreglo tanto como si fuera ir a ver a Jessica Alba.
No hay que darles ni un gramo más de superioridad sobre tí.
Besos desde Noruega

Darthpitufina dijo...

¡¡Jueves, wiiiiiiiiiii!

MARIAN dijo...

yo tambien soy de las que me acicalo como si fuera a una cita especial, por si acso, nunca sabes como van a terminar las cosas.
un saludo
Marian

Alondra dijo...

¡Hola S! esta alondra ya estaba pensando en la suerte que tenías cuando la sonrisa se me congeló en los labios... lástima!!!
A la calle siempre intento salir impecable, tengo gravado a fuego aquello de: "por si te pasa algo" que nos inculcan todas las madres y por supuesto yo repetí añadiendo: "no te sientes en los servicios públicos" jejejeje...
Pero también he tenido deslices donde suben los colores, este invierno fuí a probarme unos zapatos de ceremonia, llevaba unas botas patricia muy cómodas pero no tienen forro, y no sé si fue de la lluvia, del sudor porque anduve de tiendas toda la tarde, soy de las que no pruebo hasta que no me gusta algo; a lo que iba, me destiñeron las medias que eran claritas y vieras la cara que se me quedó delante de la dependienta cuando mostré un pié como una acuarela.
Besitos

Hermes dijo...

Jajjaja! me encantan tus historietas! la verdad es que te debiste quedar con un palmo de narices!

Suerte a la próxima!